Last call: Remember me

De la galería parisina Marian Goodman cuelgan 77 accesorios que rezan la frase ‘Remember Me’, se trata de una obra de arte concebida por el director de cine Steve McQueen. Su lista de películas sobre el hambre y la vergüenza, como la galardonada 12 años de Esclavitud, refleja aspectos complicados e incómodos de la condición humana.

pequeña1

La exposición individual con Goodman se centra en Ashes, título de la instalación y de su última película, así como varias obras nuevas producidas especialmente para dicha muestra.

Ashes se compone de un trabajo de inmersión de dos películas proyectadas simultáneamente en cualquiera de los lados de una pantalla de suspensión libre. Es un retrato de un joven de Granada, lugar originario de la familia del artista, sentado en la proa de un barco que navega el Mar Caribe. Su material fue recuperado durante la producción de otra obra, titulada Caribs’ Leap (2002).

pequeña2

Rodada en Super 8, la película del reconocido cinematógrafo Robby Müller, ilustran el aspecto documental de la obra de McQueen como una parte integral de la actuación, la transgresión de los límites entre lo imaginario y lo real, entre el espacio y el espectador, y las interrupciones de continuidad narrativa. “La vida y la muerte siempre han vivido la una al lado de la otra, en todos los aspectos de la vida “, declara McQueen. “Vivimos con fantasmas en nuestro día a día.”

La intensidad de la pieza deriva precisamente de esta yuxtaposición de los dos salientes (la vida y la muerte, sin límites el espacio y el espacio cerrado) unidos por una voz en off.

pequeña

McQueen utiliza un monólogo para reunir los hilos de una historia en la que las imágenes se muestran ausente.

Ashes se podrá visitar hasta el 27 de febrero en Marian Goodman Gallery.

https://estilolexus.lexusauto.es/last-call-remember-me/